sábado, 20 de septiembre de 2008

Sobre mitos y sensaciones

Porque no os hemos dado a conocer el poder y la venida de nuestro Señor Jesucristo siguiendo fábulas artificiosas, sino como habiendo visto con nuestros propios ojos su majestad.
2 Pedro 1:16

.. el vulgo se deja engañar por las apariencias...
Nicolás Maquiavelo, El principe.

Como soy bastante inseguro, suelo usar mucho al escribir, expresiones del tipo "creo" o "me parece", que no indican la posesión de una certeza absoluta. Esto, sin embargo, no significa que estime como más certeras las opiniones de aquel que las afirma con total decisión. Muchas veces ocurre más vale lo contrario. Cuando veo por ejemplo un texto que consiste principalmente en una serie de afirmaciones, sin ningún tipo de razonamiento que actúe como nexo entre unas y otras, me inclino a pensar que las ideas del autor no se asientan sobre una base muy firme, y frases como "todo el mundo sabe que" o "nadie puede pensar que" obviamente no cuentan como razonamientos. Tampoco, el aludir como fuente autorizada, por ejemplo para cuestiones religiosas, a algún engendro publicitario-sensacionalista tipo El código Da Vinci. Me provoca escoriosis el solo hecho de mencionarlo (y eso que no tengo la menor idea de que es la escoriosis), pero hay gente que lo sigue haciendo .

Esto sucede mucho en los autores que se apresuran a tildar de mito todo elemento sobrenatural que encuentran en la Escritura. Particularmente no termino de entender en que cree alguien que profesando creer en un dios (nótese que lo pongo con minúscula porque no estoy seguro a que dios se refieren), no crea que este pueda obrar independientemente de las leyes naturales por el establecidas, si así lo desea.

Me parece que estos discursos sobre "los mitos de la Biblia" no responden tanto a razonamientos coherentes como a una sensación que se desprende de la corriente de ideas que circulan por la superficie del nebuloso globo formado por el conjunto de opiniones de la sociedad contemporánea.

Una de estas ideas, muy común en el conjunto de representaciones sociales que se conforma a partir del advenimiento de la sociedad moderna, es la que asocia al pensamiento religioso con una mentalidad arcaica, opuesta al pensamiento científico-técnico. Las ciencias sociales nos han enseñado que las ideas vigentes en una sociedad no necesariamente responden a preceptos racionales, y de hecho muchas veces (la mayoría?) no lo hacen. Creo que esta oposición dialéctica entre religión o fe y razón o ciencia, no responde a criterios racionales por más que haya sido el postulado de mucho de los intelectuales que dan forma al pensamiento actual.

No existe ningún derrotero delimitado por la lógica, mediante el que podamos arribar a la conclusión de que los postulados de la fe, son inconcebibles. La afirmación "no se puede creer en los milagros de la Biblia en un mundo donde la ciencia ha progresado tanto" tiene tanto sentido como otra que diga "no puede llover mañana en Singapur con lo simpático que es el dinosaurio Barny". Es imposible refutar el razonamiento que enlaza las premisas, simplemente porque no existe.

La necesidad entonces de evadir los componentes milagrosos encontrados en las Escrituras, responden en mi opinión, a esa sensación de que son irreales, más que a una verdadera evidencia de que lo sean. Creo que debemos por lo tanto ser cuidadosos en la aplicación de criterios desmitificadores a la Biblia. La sensación o apariencia de extrañeza que su lectura pueda despertar en nosotros, ciudadanos del siglo XXI, no altera en nada los hechos que no estén reñidos con la lógica, una vez hecha abstracción de las opiniones de la época.

23 comentarios:

superquo dijo...

Muy buena reflexión, Guille
Lo que no ven los adeptos del pensamiento científico-técnico es que dentro de no mucho será tan arcaico como puede ser cualquier pensamiento que le precedió.
Tantos mitos puede tener la ciencia como la Biblia, o más. Cada nuevo descubrimiento científico convierte en mito una concepción anterior.
Creo (allá voy yo también) que cualquier discurso categórico, absolutista, excluyente, que se arroga la perfección total y niega cualquier alternativa, está a expensas de ser abolido por el siguiente descubrimiento. Y la humanidad no hace más que descubrir, explorar cosas nuevas, el universo todavía no se ha agotado ni lo sabemos todo ya.
Ah, y yo tampoco sé lo que es escoriosis pero suena fatal, no quisiera contraerla.

Monjaguerrillera dijo...

Decís: Creo que debemos por lo tanto ser cuidadosos en la aplicación de criterios desmitificadores a la Biblia.

Viene Monja a preguntar.
¿Qué leíste o qué escuchaste que te sugirió este artículo?

Cuando leo tu artículo pienso que te hayas encontrado de golpe con palabras de Rudolph Bulltman, Paul Tillich, incluso con palabras de Leonardo Boff.

Mitos
Hay muchas maneras, como habrás visto, de "desmitificar" la Biblia, o mejor dicho hay muchas pretensiones de leerla encontrando un mito en cada paso de incredulidad. Incluso le llaman mito a la incredulidad. No existe la incredulidad como tal.

"Como esto no lo creo, es imposible. Como esto es imposible, digo que los que lo creen son propensos al mito". ¿No sería esa la estructura del pensamiento básico de la teología del jesús meramente histórico?

Tener cuidado
¿Qué es tener cuidado? Como decís: "ser cuidadosos en la aplicación de criterios desmitificadores".
(Nos interesa la Biblia porque nos interesa su centro, de lo contrario, da igual si son o no son mitos judaicos)

Quienes no tienen una teología cristocéntrica -como cientos y cientos de teólogos y no teólogos, entre los cuales se encuentran los mencionados- declarar mitos a las acciones divinas que se salgan de explicación humana no les incomoda, no sienten que los amenaza nada y no piensan que deberían tener alguna clase de prevención o cuidado.

Criterios
Y otra consulta más:
"la aplicación de criterios desmitificadores"
¿Qué criterios desmitificadores?
Ayudame a identificarlos.

Aplicar
Sigo preguntando. Supongamos que tenemos identificados esos criterios desmitificadores. ¿Qué sería aplicarlos? Y qué sería, sobre todo "aplicarlos a la Biblia".

Me pregunto si una Biblia llena de "aplicaciones de criterios desmitificadores" no sería igualmente una Biblia rebelde a tales lecturas, o mejor dicho impermeable a tales aplicaciones, y que no es tan vulnerable como vulnerable es la fe de los que la quieren "desmitifican". Mito, en el sentido que se le dio a partir del siglo 20, incluso con Freud, ya no quiere decir tampoco "mentira".

Y nos estamos refiriendo a la presunta desmitificación que quiere hacer el círculo progrestante ¿No? Por que si no, si ampliamos el ámbito tenemos pa' rato...

----

Hay una mirada científica, como es la Hermenéutica, con todas sus herramientas técnicas, y hay también una mirada de fe para las Escrituras. Algunos se quedan renqueando de una pata....

Gracias!
Besos

Guille dijo...

Hola David!
Gracias! Soy muy de tu opinión. Me parece que se puede ser dogmático no sólo como religioso sino también como científico. Todos partimos en última instancia de nuestras creencias y formas de percibir la realidad. El actual paradigma científico parte del supuesto de que Dios no es una explicación racional para la existencia del hombre y en base a ese presupuesto teoriza sobre otras posibilidades, que no estoy seguro de que los cristianos hagamos bien en querer conciliar con la Biblia.
Saludos:)

Guille dijo...

Hola Monjita,

"Creo que debemos por lo tanto ser cuidadosos en la aplicación de criterios desmitificadores a la Biblia"
Yo me apoyo en una hermeneútica gramático-histórica para entender las Escrituras, con esta frase en realidad estaba usando un eufenismo para no decir directamente que no me parece necesario entender como mitos los pasajes que "suenan" extraños a nuestra mentalidad actual.

Lo que pasa que no conociendo en profundidad los argumentos de quienes entienden como mitos tal o cual pasaje bíblico, no quize ser contundente, pero pensé que mi posición se desprendería del resto del artículo. Perdón si sonó mal, fue fruto de mi inherente inseguridad mas que nada.

Con respecto a la obra de Jesucristo no tengo dudas, me parece que la teología de un Jesús meramente histórico no tiene sentido, pero me inclino también por ejemplo, por una lectura literal del Génesis, por eso, siendo que hay mucha gente, con mucho conocimiento, que piensa de otra manera, no me pareció apropiado expresarme en terminos absolutos.

Ya se que no es lo mismo hablar de la historicidad de los evangelios que hablar de la del Génesis, pero no pretendía hacer un estudio profundo sobre el tema, sino algo mucho más acotado, expresar simplemente mi opinión de que la extrañeza que provocan ciertos pasajes, o su apariencia de mito, responden a sensacíones más que a razonamientos lógicos, para tal vez explayarme, a partir de allí, en entradas posteriores.

No se debe el post a alguna lectura en particular, soy mas de andar acumulando ideas en la mente e ir soltandolas a medido que tengo tiempo, la verdad que tengo ganas de ahondar más en autores como los que citaste, para conocer mejor sus razonamientos y no guiarme por lo que ando pescando por ahí, pero bueno, todos estamos sujetos a la tiranía de Cronos.

Espero haber aclarado lo que pueda haber sonado confuso.
Besos.

hapuc dijo...

LOS MILAGROS QUE aparecen en las escrituras poco me importa que la gente los crea, puede que sí puede que no..

Pero hay un milagro que el ser humano debera tomar una posíción en la vida...

¿resucito Jesús?..creyendo esto da lo mismo lo demás...

me gustó la cita de Pedro...

saludos
Ivonne

Guille dijo...

Hola Ivonne,
Bueno, ya escribe Pablo a los corintios que si Cristo no resucitó, vana es nuesra predicación,y vana nuestra fe (1º Cor. 15:14).

Con respecto al resto, estoy de acuerdo en que como dice la Monja, habiendo querido Dios transmitirnos un mensaje, no le restaría autoridad el que lo halla hecho mediante fabulas judaica.

Es decir, si fuera evidente que una lectura literal de ciertos pasajes, no es posible, no tendría problema en seguir creyendo el mensaje del evangelio y pensar que Dios nos hablo mediante algún simbolismo, pero, refiriendonos por ejemplo al tema de la creación que suele ser el más controvertido, no encuentro compatible con la naturaleza del Dios descrito en la Biblia, que el metodo utilizado para crear al hombre, sea la evolución, en el que juega un papel preponderante la supervivencia de los más aptos. Me parece algo opuesto al caracter divino revelado en Cristo.
Obviamente es un tema para largo...

Con respecto al texto, si podríamos citar también 1 Juan 1:1-3 entre otros:

"Lo que era desde el principio, lo que hemos oído, lo que hemos visto con nuestros ojos, lo que hemos contemplado, y palparon nuestras manos tocante al Verbo de vida

(porque la vida fue manifestada, y la hemos visto, y testificamos, y os anunciamos la vida eterna, la cual estaba con el Padre, y se nos manifestó);

lo que hemos visto y oído, eso os anunciamos.."

Saludos!

El Peregrino dijo...

Bueno, la tendencia humana a racionalizarlo todo no es algo descabellado, si entendemos que es la que nos motiva a buscar conocer la Verdad, aún a riesgo de equivocarnos.

El tema de mitificar la Biblia, es lo que ocurre cuando pretenden buscar "una verdad" (aunque tal cosa no existe, solo que algunos así lo creen). Cuando anteponen la "sensación" de que algo no puede ser, a la verdadera búsqueda de argumentos.

A mi entender, lo más curioso del tema es que los mismos que pretenden desmitificar la Biblia, son los que hablan en términos de teorías que dan por leyes, es decir, dan por hecho que la teoría de la Evolución es cierta, y la teoría de la Relatividad, y la teoría de la creación del Universo por medio del Big Bang... Asienten tales cosas como realidades y olvidan lo evidente: Toda teoría no es más que eso, una TEORÍA, nada demostrado, ni probado... Por lo que resulta descabellado en sus labios, decir que lo de los milagros y la creación (etc) de Dios son una "teoría", y sin embargo defienden a capa y espada las otras "teorías". Paradójico ¿no?

Creo que todo esto entra en el ámbito espiritual, y no solo el intelecto interfiere en estas decisiones...

Interesante post, amigo. Nos leemos

Gusmar Sosa dijo...

"Particularmente no termino de entender en que cree alguien que profesando creer en un dios (nótese que lo pongo con minúscula porque no estoy seguro a que dios se refieren), no crea que este pueda obrar independientemente de las leyes naturales por el establecidas, si así lo desea".
Yo tampoco entiendo muchas veces eso, no sé por qué muchos insiten en decirle a "dios" cómo debe jugar, y recordale a "dios" sus reglas, que mundo de locos!!! cuál de las partes es Dios???
Saludos...

Guille dijo...

Hola David!
Si, creo que a partir de la modernidad el hombre habla de la ciencia (humana) como si esta fuera algo "divino" e "inerrante" que no puede estar equivocado, y le cuesta darse cuenta que como toda actividad humana es algo sujeto a las fallas e imperfecciones del hombre.
Saludos!

Guille dijo...

Hola Gusmar!

Si, particularmente es algo que me cuesta entender en los teologos, aunque la verdad es un tema en el que debo profundizar más para ver si por lo menos se basan en algún razonamiento o simplemente se adaptan al pensamiento de la época.

Estos días por lo pronto leía una cita, no quiero mentir pero creo que de Bulltman, donde decía algo así como que si vamos al médico cuanto tenemos algún problema de salud, no podemos creer en los milagros relatados en los evangelios. Estos enunciados, como decía en el artículo, no tiene la menos lógica y responden sólo a sensaciones.

Saludos!

Isa dijo...

¡Hola Guille, me encantó tu post, y no puedo tener muchas palabras para expresarme, pero también me gustó lo que dijo la maestra bonita y es en lo que me puedo resumir: la mirada de fe y la mirada científica. Muy bueno Guille.
God bless you.

Guille dijo...

Hola Isa!
Gracias! Dios te bendiga a vos también :)

lanetadelcristianito dijo...

saliste de la pecera....eres gay jajaja
posd.
gracias por la foto

Guille dijo...

Wow, que despliegue de creatividad...

Monjaguerrillera dijo...

Y menos mal que le dijeron que escribiera pecera con "c".

Guille dijo...

:D

El Peregrino dijo...

No hombre no, yo creo que le faltó una letra, quiso decir: Eres "guay", que acá en España viene a ser lo mismo que Eres "cool", ja, ja...

Luis Enrique Alvarado dijo...

Dios te bendice.
Buen Articulo hermano, sabes justifico a los incredulos que no crean en las escrituras, en sus milagros que estan ahi, pero lo que no entiendo es a los CREYENTES que no creen 100% en los milagros biblicos y en que Dios los puede seguir produciendo!!!
Dios te bendice.
Atte.
Luis E. Alvarado

Guille dijo...

jaja, gracias David! Igualmente ;)

Guille dijo...

Bienvenido Luis, gracias por pasar y comentar.

Gustavo J. Ontiveros dijo...

No cabe duda que lo mas milagroso que sigue pasando en la vida es la salvacion que sigue siendo igual que el dia que CRISTO resusito de los muertos hasta hoy. EL que experimento ese milagro tranformador puede no solo confirmar los milagros de la palabra sino seguir experimentandolos. DIOS eligio lo menospreciado del mundo para humillar a los sabios. El mundo esta lleno de los que se levantan a desmitificar y no se cuantas cosas mas contra DIOS pero tambien el mundo esta lleno de los que somos parte del milagro de salvacion que habla de lo que DIOS hizo y es en nosotros.
abrazo

Michel... dijo...

Guille, estoy pasando después de mucho tiempo, leí el post cuando lo escribiste y ahora ya veo más comments que nunca y no los leí todos pero veo que has causado "polémica" y algunas desplantes de algo parecido a la imaginación ( que a veces se parece a otra cosa :D )... pero es interesante, como tu dices, parecemos creer en un dios pequeño y limitado, que no puede quitarse las leyes (naturales) de encima, pero el Dios de la biblia es Único, Omnipotente, Omnipresente, simplemente maravilloso y cuando leo muchos milagros y veo como Dios ha hecho tantas cosas en mi, ninguna duda queda, como alguno vez trasncribió un doctor "lo que es imposible para los hombres, es posible para Dios". Un abrazo hermano

Susanita dijo...

Si crees que Dios es todopoderoso.... si verdaderamente lo crees, no esperes de el cosas naturales o comunes. Eso es lo que pocos comprenden!